Observancia

Observancia

OBSERVANCIA DEL DEBIDO PROCESO EN LOS PROCESOS DISCIPLINARIOS.

  

Con la ejecución de este programa, le damos cumplimiento a la atribución y deber establecido en el Art. 6 literal “b” del Reglamento Especial de la Defensoría de los Derechos de los Miembros de la Universidad de El Salvador, que establece como atribución y deber del Defensor(a) garantizar la observancia del debido proceso en los informativos administrativos disciplinarios instruidos contra presuntos responsables de haber cometido infracciones tipificadas en el Reglamento Disciplinario de la UES, sea de oficio, a petición  de parte o de persona interesada.

 

En este sentido ante la falta de defensa técnica en la mayoría de los casos, por no existir una determinación expresa en el Reglamento Disciplinario de la Universidad de El Salvador, de cuál era la instancia responsable de garantizarle una defensa técnica a los presuntos infractores, y vislumbrar que con el tenor del inciso primero del Art. 5 del citado Reglamento, donde establece que el presunto infractor puede ejercer por sí  mismo su defensa, se daba la posibilidad de que se violentara el derecho a tener una verdadera defensa técnica, motivo por el cual la Defensoría asumió esa responsabilidad, para lo cual estableció en cooperación con la unidad del Socorro Jurídico de la Facultad de Jurisprudencia y Ciencias Sociales de la UES, el Programa de Defensores Públicos Universitarios, quienes no actuaban en nombre de la Defensoría de Derechos Universitarios, sino que la defensa técnica que desarrollaban era independiente, en base a sus conocimientos adquiridos en el desarrollo de su carrera; siendo la Defensoría quien les brindaba la capacitación y orientación en la normativa universitaria para que ejercieran una verdadera defensa técnica del presunto infractor; además se les autorizaba que señalaran para recibir notificaciones de los informativos administrativos disciplinarios en los cuales se han mostrado parte, las oficinas de la Defensoría.

 

Lo anterior se modificó a partir de las reformas al Reglamento Disciplinario de la Universidad de El Salvador, publicadas el día 20 de agosto de 2012, en el Diario Oficial, con vigencia a partir del día 28 de agosto del año 2012, reformas en las que claramente se estableció que la instancia responsable de designar defensor a los miembros de la Comunidad Universitaria que lo soliciten, por encontrarse enfrentando un proceso administrativo Disciplinario  es el SOCORRO JURÍDICO, ya que el Art. 3 de las Reformas al Reglamento Disciplinario, modifica el inciso segundo del Art. 5 del citado cuerpo legal, estableciendo expresamente la instancia responsable de proporcionar el defensor técnico al presunto infractor, reforma que textualmente expresa: “El nombramiento del defensor, en estos casos, podrá hacerse por el presunto infractor, mediante poder otorgado ante notario en escritura pública, [pud] acta o escrito dirigido al organismo o funcionario que esté conociendo del caso; o solicitarlo de oficio a la Fiscalía General de la UES quien a su vez solicitará la asignación de un defensor al SOCORRO JURÍDICO de la Facultad de Jurisprudencia y Ciencias Sociales, mediante acta levantada durante el trámite del procedimiento”.

 

Ante lo anterior, a partir de la entrada en vigencia de la citada Reforma, con la que se garantiza la asistencia técnica para los presuntos infractores, la Defensoría Universitaria siguió y seguirá ejerciendo única y exclusivamente su atribución de garantizar la observancia del debido proceso en los informativos disciplinarios instruidos (Art. 6 literal b. del Reglamento Especial de la Defensoría de los Derechos de los Miembros de la Universidad de El Salvador).